Consejos para dormir más tiempo y sin interrupciones

Casi todos tenemos que madrugar, así que el tiempo diario que podemos dedicarnos a dormir. Las directrices internacionales sugieren que los adultos deben dormir entre siete y nueve horas cada noche, pero un estudio de seis países, entre ellos Alemania y el Reino Unido, muestra que alrededor del 40% de nosotros no descansa lo suficiente. Además, inconscientemente estás perdiendo minutos de dormir a diario. En este post te damos algunos consejos para dormir más tiempo.

Consejos para dormir más tiempo

Mantente alejado del móvil antes de irte a dormir. Muchas personas tienen la costumbre de consultar su móvil una última vez antes de irse a dormir. Y siempre encontramos algún mensaje, alguna publicación nueva en Facebook o lo que sea. Una cosa lleva a la otra y al final acabas yéndote a dormir media hora más tarde de lo esperado. Sabemos que es poco realista pedirte que no te lleves el teléfono al dormitorio (aunque sería lo ideal). Pero al menos apaga las notificaciones, todos los Smartphones tienen una opción de bloqueo a prueba de interrupciones.

Siéntate un rato con los pies en alto antes de acostarte. No es broma, al hacerlo empujas al torrente sanguíneo los fluidos que se han acumulado alrededor de los tobillos, lo que te permite orinar el exceso de líquido mientras aún estás despierto. Si no elevas las piernas hasta que vas a la cama, el exceso de líquido se convierte en orina durante el sueño, lo que conduce a los despertares nocturnos.
Otro consejo para evitar ir al baño mientras duermas es no beber más de dos litros de agua al día, así como evitar la cafeína y el alcohol durante dos horas antes de acostarse.

Vete relajado a la cama. Si estás inquieto por algún motivo, tardarás más en dormirte. No hablamos solo sobre pensar acerca de tus problemas sino también sobre otras cosas que pueden sobreexcitarte como la televisión o un libro demasiado emocionante. Una buena idea es hacer unos minutos de meditación para dejar tu mente en blanco.

Por último, es importante que tu habitación esté a la temperatura justa a la hora en la que te acuestes. Si es verano, abre la ventana o conecta el aire acondicionado un ratito antes de acostarte para que cuando vayas a la cama la estancia tenga ya una temperatura agradable.

Pon en marcha nuestros consejos para dormir más tiempo desde hoy mismo y descansa bien.